Soldadito, Tropaeolum tricolor

Saturday, 20 February 2016

Viaje a Chile

Click to enlarge
Ahora regreso de Chile.

Un cambio de paisaje para mi, completo y  beneficioso. Debo aclarar que el país que yo prefiero es uno sencillo y solidario, de atardeceres y carménère, conversaciones interminables y amistades verdaderas.

En mi parcela me sentí justificado en la decisión de privilegiar la flora nativa y dejar un espacio importante sin intervenir. Más que tener jardín, me interesa mantener un biosistema.

He sido recompensado por el arribo de un grupo de loicas, que anidan en un bajo del terreno.

La loica es un pájaro, Sturnella loyca, antes común en Chile. La pérdida de entorno y malas prácticas en la agricultura, han resultado en que se encuentre en peligro de extinción.


No existe algo más bello que una loica cantando, con su pecho rojo refulgiendo al sol de la mañana.

En un espacio más ajardinado había plantado varias matas de alcaparra (Cassia coquimbensis). La intención era estabilizar una zona de fuerte pendiente con este arbusto aclimatado y de raíces abundantes. Además sus flores amarillas alegran la vista.

Ese era el plan, pero la naturaleza ordena de otra manera.

De donde no sé pero aparecieron decenas, literalmente, de mariposas amarillas que revolotean alrededor de las plantas. Luego descubrí que se trata de la Mariposa de la Alcaparra o Limonera (Phoebis sennae amphitrite).


Es imposible fotografiarlas ya que nunca se posan, simplemente vuelan en una danza infatigable de sol y colorido.

Me sentí como Mauricio Babilonia, el personaje de Cien Años de Soledad, siempre rodeado de mariposas amarillas. Así, a pocas horas de mi regreso, no logro sacarme de la cabeza la canción de Oscar Chavez:

Mariposas amarillas, Mauricio Babilonia
Mariposas amarillas, que vuelan liberadas.

Chile no será Macondo, pero también tiene su magia.







mi refugio







Cichorium intybus
Peuquito







Algarrobo










Quillay

Alcaparra









Pata de vaca - Bauhinia forticata
Azucena rosada Amaryllis belladonna







Palacio La Moneda

La casa de todos los chilenos

14 comments:

  1. Maravillosas imágenes! Sin duda es un lugar fantástico.

    ReplyDelete
  2. Me he quedado con la boca abierta, unas fotos preciosas y la forma de expresar tu sentimiento fascinante. Chile debe ser autentico y bonito. Un abrazo desde Plantukis.

    ReplyDelete
    Replies
    1. Muchas gracias Raul, me alegro que te guste. Un abrazo.

      Delete
  3. otro lugar que tengo apuntado para visitar... muchas gracias por acercarnoslo con tus fotos.

    ReplyDelete
  4. Me alegro que hayas disfrutado de tu Pais.En mi casa era una de las tierras soñadas, mi Padre tenía mucha familia por esos mundos.......así lo decía.
    Gracias por el hermoso trabajo fotográfico .
    Un fuerte abrazo.

    ReplyDelete
    Replies
    1. Muchas gracias Maruxa, un gran abrazo.

      Delete
  5. Chile es precioso ¡a mi me maravilla! tuve la oportunidad de estar una vez...pero tendré que volver más veces, espero. Qué maravilla de parcela y casa tienes :)

    ReplyDelete
  6. Pura belleza. Felicidades por esa zona "sin intervenir". Me fascina como usamos la misma palabra para distintas especies como algarrobo o alcaparra (Qué rico es el lenguaje y bendito latín, si no nos volveríamos locos). Precioso lugar

    ReplyDelete
    Replies
    1. Muchas gracias y bienvenida! Por cierto estas plantas nativas ya tenían nombres – en mapudungun, pero los inmigrantes a Chile las nombraron de acuerdo a su conocimiento. Es el caso del Tacu - Prosopis chilensis (algarrobo) y también Trafen, Senna candolleana (quebracho o alcaparra). Un saludo.

      Delete