Soldadito, Tropaeolum tricolor

Thursday, 9 July 2015

La batalla de R. ponticus


La batalla de Rhododendron ponticus es desigual.

Por un lado equipos de especialistas movilizados para erradicar esta especie invasiva de Richmond Park. Por el otro una planta, introducida a fines del siglo diecinueve, que se ha naturalizado tan exitosamente, que sobrepasa la flora nativa.

Digo que es una lucha desigual, porque R. ponticus es una planta extraordinariamente vigorosa.

Un solo ejemplar puede extenderse por 100 mt2  y es capaz de alcanzar una gran densidad. R. Ponticus se reproduce por crecimiento lateral, las ramas que tocan el suelo se enraízan; además produce millones de semillas cada temporada.

La planta es alelopática y tóxica, sus hojas cerosas no absorben herbicidas. En otras palabras, R. ponticus es prácticamente invulnerable.





Los trabajos para su erradicación están en pleno desarrollo. Cuadrillas de personal trabajan en programas de larga duración. Típicamente el ciclo dura cuatro años - desde la eliminación de las plantas hasta su erradicación definitiva (que incluye remover el suelo infectado de semillas).

En algunos sectores del parque los trabajos están muy avanzados. El terreno recuperado está siendo replantado con especies nativas.




Cuando el trabajo se deja a medias, como es el caso en otros sectores del parque, R. ponticus se restablece a una velocidad impresionante – en cuestión de semanas. 



Creo adivinar la frustración de algunos operarios, al intentar quemar los restos de una planta, pero esto no detiene la regeneración del macizo. Me parece que si no hay una intervención sistemática, las plantas estarán de vuelta.

Espero equivocarme, no sería la primera vez. Pero yo lo veo complicado.




UPDATE

La batalla continúa - 4 Marzo 2017






3 comments:

  1. que lastima la de problemas que dan las especies invasoras...

    ReplyDelete
  2. Me preocupo con lo que acabo de leer, este fue el primer arbusto que planté en el jardín.
    ¿ será la causa de las enfermedades de las azaleas?
    Son enormes y bastante feos.....imposible eliminarlos.
    Pienso que si los podara muy cortos podría hacer menos daño¿que te parece?
    Un abrazo y feliz domingo.

    ReplyDelete
  3. Buenos días Maruxa. No era mi intención preocuparte! Ponticus es una planta invasiva, que requiere control adecuado. Podría ser que su densidad impida suficiente penetración de luz, debilitando el desarrollo de otras plantas. Ponticus responde bien a una poda drástica y, lo más probable, es que rebrote con vigor. De allí, con podas regulares y control del crecimiento lateral – ramas y raíces – seria manejable. Buena suerte!

    ReplyDelete